Pollo Relleno de jamón y queso



El pollo relleno lo aprendí por curiosidad, es fácil de hacer, la única pequeña complicación es quitar el esqueleto al pollo, pero con paciencia se logra sin problema. Y si tienes la ventaja de que en una carnicería te lo quiten mejor, eso si, sin romper la piel del pollo, que es la que nos servirá de envoltura. Es un plato que rinde muchísimo, y que se conserva bien congelado.  Yo lo preparo, lo divido por raciones y lo congelo para tener a la mano en cualquier momento.

INGREDIENTES:
1 pollo entero
2 o 3 pechugas grandes sin hueso (600 gr.)
1/2 kilo de jamón de york
2 envases de queso gouda rebanado o queso entero (200 gr.)
sal.
unos 10 palillos redondos.
3/4 de vaso de agua.
PREPARACIÓN:
  1. Primero trataremos de quitar el caparazón al pollo: - corto el culo, luego la forma en que lo hago es ir cortando con la punta del cuchillo (utilizo un cuchillo pequeño, es más fácil de manipular) tomas la piel del pollo con una mano y con la otra vas ayudando abrir camino para introducir el cuchillo, si se puede decir ir raspando el hueso, puedes comenzar por cualquiera de las dos partes abiertas del pollo, bien sea por debajo o por el cuello, (yo lo hago por la parte baja, me parece más cómodo, le quito solo el caparazón, dejando alas y muslos.
  2. Les he encontrado un enlace que quizás les ayude, teniendo una idea mejor por las fotos y video que tiene, en este enlace le quitan todos los huesos, caparazón, alas y muslos.
  3. http://webosfritos.es/2008/11/camiseta-de-pollo/
  4. Al terminar con nuestro pollo, salamos tanto por dentro como por fuera, poca sal, porque el queso y el jamón ya le dará gusto.
  5. Cortamos trozos de jamón, queso y tiras de pechuga.
  6. Vamos introduciendo en el pollo los tres ingredientes juntos, colocas en tu mano abierta una loncha de jamón, luego encima el queso y el pollo, cierras y colocas dentro del pollo, rellenando por todas partes (costados, abajo, en fin, todo el pollo hasta que quede bien relleno).
  7. Atamos las patas con hilo de cocina, luego terminamos de cerrar uniendo la piel y lo cerramos con los palillos como si fueran agujas, cruzándolo entre si. (No tirar muy fuerte puedes romper la piel, también tienes la opción de cocerlo con hilo de cocina, a mi me gusta más con los palillos).
  8. Colocamos en una fuente refractaria o bandeja de horno, que tenga el borde un poco alto, le agregas casi un vaso de agua, para que no se pegue mientras suelta la grasa, dejamos en el horno una hora, a 200º, (el tiempo varía mucho dependiendo del horno).
  9. Pasado el tiempo para mayor seguridad, lo pincho (no hacer cortes grandes porque se puede salir el queso, yo lo hago con un palillo de pinchos o cuchillo finito) para que suelte todo el líquido acumulado y se siga cocinando mejor.
  10. Retiro del horno, quito el caldo y reservo, le doy la vuelta al pollo para que se dore por la parte de abajo una media hora más.
  11. Cuando este listo, quita los palillos e hilo, deja enfriar un poco para que lo puedas rebanar, si no, al estar tan caliente el queso se esparcirá y no es la idea. 
Espero les guste.
Buen provecho.

SEUENCIA DE FOTOS.
FOTO DEL 2012.
Pollo Relleno de jamón y queso / Fue un día como hoy

Sígueme en

Instagram Siguenos en Pinterest Siguenos en Facebook