Sabias que.....

Gelatinas: En la elaboración de estos postres se recomienda restringir el uso de piña, papaya, kiwi e higos, ya que contienen enzimas que impiden la solidificación de la grenetina y provocan que se corte.

(La grenetina es una sustancia sólida, translúcida, incolora y quebradiza, casi insípida, que es el  resultado de un compuesto elaborado con los huesos y pieles animales, principalmente del cerdo y la res el cual, a través de una serie de procedimientos, es separado de la grasa. Su elemento principal es una proteína llamada colágeno) 

Remedios caseros:

Para los gases: Los problemas digestivos también se curan con la ayuda de la canela, pues alivia el dolor de estómago, especialmente en aquellas infecciones intestinales que provocan diarrea. Tomar una taza de agua de canela después de las comidas evitará la indigestión, los cólicos y las flatulencias. Mucho mejor si la combina con jengibre, manzanilla, anís o menta.

Para que no se corte la Nata Montada:

Para evitar que la nata se corte, coloca el bol y la nata en el congelador mientras preparas los demás ingredientes, así cuando vayas a montar la nata, estará bien frió el envase y se mantendrá la consistencia, hay personas que por el clima tan caliente, colocan el bol dentro de otro que este  lleno de hielo.

Conservar zanahorias

Que desagradable es querer utilizar una zanahoria que ya no se encuentra tan fresca como cuando la compraste. He leído y puesto en practica esta técnica que te ayuda a conservarlas perfectas, lo único que tienes que hacer, es colocar tus zanahorias en un recipiente con agua fría, lo colocas en la nevera y semanalmente le cambias el agua, tendrás unas zanahorias perfectas cuando las necesites, yo compro siempre un paquete de kilo, pero a veces me demoro en utilizarlas y de esta manera he encontrado la forma de mantenerlas siempre como recién compradas. Comprueben y me cuentan, se acabaron los problemas de las zanahorias.